para la EMBARAZADA
 
Cliquée para abrir/cerrar información

Ejercicios físicos y prácticas respiratorias.
A partir del tercer mes de embarazo y Post-Parto.
Actividad aeróbica adecuada para todo el embarazo.
Técnicas de relajación.

La embarazada durante los meses previos al nacimiento, puede preparar su cuerpo para ayudar a su bebé y al médico a arribar a un mejor parto.
El yoga trabaja directamente sobre la mente de la madre, logrando un estado de mayor concentración y relajación en cada ejercicio que práctica.
La respiración es el puente entre el cuerpo y la mente. Aprendiendo a respirar correctamente, podrá permanecer serena y logrará una buena relajación en el momento de las contracciones.

La práctica de las asanas le permitirá tener la musculatura de piernas y sacro-coxis suficientemente trabajada y elongada, facilitando la apertura de la pelvis. Así también adquirirá un reconocimiento de su cuerpo, fortaleciendo, elongando y relajando su musculatura corporal.

Aprenderá a cuidarse a si misma, desarrollando confianza y fuerza.
Mantener en armonía el cuerpo, libre de tensiones y dolores superficiales; podrá descansar mejor y fundamentalmente estará preparándose para atravesar el parto en forma activa.

Cliquée para abrir/cerrar información

Las clases están programadas y diseñadas para ser realizadas por las embarazadas.
Esta actividad física apunta específicamente al bienestar general de la mujer que va preparando su cuerpo durante los meses de embarazo.

Los objetivos de la gimnasia son:

Fortalecimiento general y específico de grupos musculares
mediante ejercicios aeróbicos y localizados.
Detectar, prevenir y aliviar la sintomatología dolorosa.
Vicios posturales en cada etapa.
Mejorar la mecánica del parto.
Relajación y respiración adecuada.
La relación madre-hijo y la imagen corporal durante el embarazo.

Los ejercicios durante el PUERPERIO, ayudan a las mamás, a cuidar y mejorar su cuerpo, permitiendo una recuperación más rápida y efectiva.

Es el paso obligado para una puesta a punto del cuerpo, antes de encarar cualquier otra actividad física.

Mientras la mamá disfruta de su clase de gimnasia junto a sus pares, Baby sitters especializadas atienden a sus bebés.

Cliquée para abrir/cerrar información

Potencia la elasticidad de los músculos, tendones, articulaciones y ligamentos.
Ayuda a relajar todo el cuerpo y desarrollar una buena postura.
Alivia dolores de espalda, cintura y cuello.

No a todo el mundo le gusta hacer ejercicios por muy necesarios que resulten, pero sabés que tenés que mejorar tu salud y tu aspecto. Hay una actividad perfecta: "Stretching" o estiramiento. Este método está centrado en el trabajo muscular-tendino-ligamentoso.

Durante el embarazo la salud del bebé depende de la madre. En los meses de gestación, la corriente sanguínea de la madre lleva diversas hormonas que hacen más elásticos tus músculos, tendones, articulaciones y ligamentos.
Los ejercicios de estiramiento potencian esa elasticidad y aprovechan al máximo la preparación para el parto que aporta la naturaleza, y el paso del niño por el canal del parto será mucho más sencillo.

Debido a la vida que llevamos hoy en día y los tipos de movimientos que realizamos en el trabajo cotidiano, aparecen montones de desequilibrios posturales. La musculatura tónica, la encargada del mantenimiento de la postura, es la que más necesita ser estirada. Uno de los fundamentos básicos de esta técnica es relajar nuestro cuerpo y desarrollar una buena postura. Simplemente estar erguida te hará tener mejor aspecto, además de prevenir dolores, devolverte movilidad y endurecer los músculos.